ugg tiendas PRIMER SECRETARIO DEL COMITE CENTRAL DEL PARTIDO COMUNISTA DE CUBA Y PRESIDENTE DE LOS CONSEJOS DE ESTADO Y DE MINISTROS

ugg botas precio PRIMER SECRETARIO DEL COMITE CENTRAL DEL PARTIDO COMUNISTA DE CUBA Y PRESIDENTE DE LOS CONSEJOS DE ESTADO Y DE MINISTROS

DISCURSO PRONUNCIADO POR FIDEL CASTRO RUZ, PRESIDENTE DE LA REP DE CUBA, EN EL ACTO DE AMISTAD CUBANO ARGELINA CELEBRADO CON MOTIVO DE LA VISITA A CUBA DE HOUARI BOUMEDIENE, PRESIDENTE DEL CONSEJO DE LA REVOLUCION y DEL CONSEJO DE MINISTROS DE LA REPUBLICA ARGELINA DEMOCRATICA y POPULAR.

Y hay un aire de fiesta y de solidaridad en la tarde de hoy (APLAUSOS). Y ello se explica perfectamente bien: hace apenas unos d tuvimos tambi el gran honor de recibir a los representantes del pueblo vietnamita (APLAUSOS); hoy, recibimos a los representantes de Argelia (APLAUSOS). Y estos dos pueblos, estas dos revoluciones, significan mucho.

Dos pueblos que para conquistar y asegurar su independencia han tenido que librar una lucha extraordinaria y sangrienta en los tiempos contempor Si a estas dos revoluciones unimos la Revoluci Cubana en este hemisferio, tendremos ah tres grandes ejemplos del proceso revolucionario actual en tres continentes diferentes: en Asia, en Africa y en Am Latina (APLAUSOS). Tres grandes luchas contra el colonialismo y contra el imperialismo; en definitiva, contra el mismo imperialismo, porque detr del colonialismo y el imperialismo franc en Viet Nam estaba el imperialismo yanki, y cuando los imperialistas franceses fueron vencidos, los imperialistas yankis los sustituyeron; en Argelia, detr del imperialismo franc apoy con recursos financieros y con armas, estaba el imperialismo yanki; y en Cuba, frente a la Revoluci Cubana ha estado el imperialismo yanki (EXCLAMACIONES DE: “Abajo!” Y DE: “Fidel, seguro, a los yankis dales duro!”)

Nuestros tres pueblos marchan victoriosamente hacia adelante. Y esto es un s de nuestros tiempos, que demuestra que en el actual proceso del mundo y en la actual correlaci de fuerzas tres pa peque enfrent a poderes muy grandes, han podido conquistar, afianzar su independencia y marchar adelante.

Con Argelia tenemos muchas cosas comunes. Ellos, en el pasado siglo, cuando el colonialismo franc apoy en sus mayores recursos econ y t conquist a Argelia para tener sencillamente un territorio m una colonia m oprimiendo a un pueblo que muchos siglos antes que Francia tenia una cultura y una civilizaci superiores a Francia, se vieron obligados a derramar r de sangre resistiendo la conquista colonial. Y por eso los argelinos hablan y los cubanos hablan de Abd EI Khader (APLAUSOS), aquel h nacional argelino que durante 17 a resisti la conquista de Francia, y que nos hace recordar a Mart a G a Maceo, a Agramonte, a C a todos nuestros patriotas en el siglo pasado (APLAUSOS).

Ellos tuvieron sus reveses, igual que los tuvimos nosotros; pero jam la llama del patriotismo decay jam la voluntad de conquistar su independencia desapareci Ellos, como nosotros, sobre los reveses volvieron una y otra vez a la lucha. Ellos, durante la primera mitad de este siglo, tuvieron que padecer el colonialismo franc en su patria. Y al finalizar la Segunda Guerra Mundial, algunos a despu iniciaron de nuevo su heroica batalla por la independencia.

No es f olvidar que solo en una semana en 1945, los colonialistas asesinaron en una regi al este de Argelia a 45 000 argelinos. Ese era el rostro, los m el alma del imperialismo.

Pero los argelinos no permanecieron impasibles; los argelinos lucharon. Y en 1954, por aquellos mismos a en que nosotros inici la lucha en este mismo lugar contra la tiran sangrienta y proimperialista de Batista, ellos iniciaban de nuevo su batalla por la independencia en Argelia; y lucharon durante largos, muy largos a en condiciones muy dif contra un ej poderoso de la OTAN, aliado a Estados Unidos, con armas muy modernas y con grandes recursos de todo tipo. Lucharon, adem contra los colonos metropolitanos que all usufructuaban las riquezas, las tierras y el sudor de los argelinos.

M de un mill de vidas cost la lucha heroica del pueblo argelino por su independencia!

Y cuando nosotros conclu nuestra lucha armada revolucionaria en 1959, a nuestro pa llegaban todos los d noticias acerca de las heroicas acciones de los patriotas argelinos y de la represi feroz y sangrienta de los colonialistas franceses.

En el coraz de nuestro pueblo surgi l la solidaridad, la admiraci y el cari hacia aquel pueblo valeroso que tan bravamente luchaba por su libertad y su independencia. En todo nuestro pueblo se encendi la llama de la simpat y del apoyo al pueblo de Argelia, y una de las primeras medidas que tom la Revoluci fue tratar de hacer contactos con aquellos patriotas y ver de qu modo pod modestamente contribuir a su valerosa lucha. Y en todos los organismos internacionales y en todas las tribunas, la Revoluci Cubana, con desinter con entusiasmo, apoyaba la lucha heroica del pueblo argelino.

As se fueron forjando nuestros sentimientos de simpat y de solidaridad hacia Argelia.

Pero aquel pueblo heroico, despu de la victoria no defraud al mundo. No se conformaba con conquistar su independencia. Ellos sab ellos comprendieron tempranamente que la revoluci era algo que iba m all de la independencia, y que la independencia sin revoluci no era independencia (APLAUSOS). Y estuvieron decididos, en dif circunstancias a llevar adelante las grandes transformaciones revolucionarias.

Pero, qu recib ellos? Un pa destruido, desangrado por la guerra, y toda la horrible herencia del colonialismo: el desempleo, la miseria, el atraso t el atraso cultural, el subdesarrollo. Y en esas condiciones, se dieron a la tarea de construir un nuevo pa

Y efectivamente, el pueblo argelino ha trabajado tesoneramente para construir un nuevo pa y est construyendo un nuevo pa Las bases de esa construcci se apoy en primer t en la recuperaci de los grandes recursos naturales de Argelia, esencialmente los recursos energ y los recursos minerales. Ellos le han ense al mundo un camino de c el pa que conquista su independencia y hace su revoluci debe, en primer t recuperar sus recursos naturales, desarrollar esos recursos, valorizarlos y apoyarse en ellos para el desarrollo econ

Los tres pilares de la construcci de una nueva Argelia como los ha definido muy bien el compa Boumediene son: la Revoluci Industrial, la Revoluci Agraria y la Revoluci Educacional (APLAUSOS).

Ellos, partiendo de sus recursos de petr y de gas, que tuvieron que recuperar en ardua y compleja lucha despu de la independencia, han estado desarrollando una modern industria petroqu apoy en sus recursos de hierro y de energ est desarrollando tambi una importante industria sider y apoy en la industria sider est desarrollando la industria mec Movilizando los recursos y las fuerzas del pa van marchando adelante en el terreno de la industrializaci

Y de la misma forma, llevan a cabo la reforma agraria y la revoluci agraria fase en que se encuentran actualmente , movilizando las energ y el talento de los campesinos y los obreros argelinos.

Y del mismo modo, impulsan con fuerza la revoluci educacional, conscientes de la importancia decisiva que este aspecto tiene para la nueva Argelia.

Nosotros no tenemos la menor duda de que Argelia triunfar en sus prop y que est llamada a jugar un important papel en el mundo en el mundo africano y en el seno de los Pa No Alineados del Tercer Mundo.

Una tarea revolucionaria no es cuesti de d no es cuesti de a Realmente es el esfuerzo de decenas de a y no el esfuerzo de una sola generaci sino el esfuerzo de varias generaciones.

y cuando un pa educa a sus hijos y los prepara para el dominio de la t y de la ciencia moderna, cuando un pa educa a sus hijos en una nueva cultura revolucionaria y pol ese pa indefectiblemente, tendr (APLAUSOS).

Y por qu es importante, tan importante, el ejemplo de Argelia? Porque hay muchos pa en el Tercer Mundo que tienen tantos recursos naturales como Argelia, que tienen, incluso, m recursos naturales que Argelia, y no aprovechan esos recursos naturales muchas veces explotados por el imperialismo para lanzar al pa adelante. Y nosotros entendemos que Argelia constituye un verdadero ejemplo para numerosos pa del Tercer Mundo, que disponen de recursos tales, con los cuales podr llevar adelante una pol de porvenir como la pol que est llevando adelante Argelia.

Entre Argelia y Cuba hay comunidad de posiciones en un gran n de problemas internacionales. Por ejemplo, Argelia y Cuba apoyan sin vacilaci el movimiento de liberaci nacional en Asia, Africa y Am Latina (APLAUSOS). Argelia, igual que nosotros, le brinda su m apoyo al heroico pueblo de Viet Nam (APLAUSOS), al pueblo de Camboya (APLAUSOS), al pueblo de Lao (APLAUSOS). Argelia, al igual que nosotros, apoya firmemente a la Rep Democr de Corea (APLAUSOS), que ha sido v y es v de las agresiones imperialistas. Argelia, al igual que nosotros, apoya al movimiento de los pueblos de Guinea Bissau, Angola y Mozambique contra el colonialismo portugu (APLAUSOS); apoya la lucha contra la discriminaci en Africa; y apoya a los pueblos de Rhodesia y de Africa del Sur (APLAUSOS) contra el racismo y la criminal opresi establecida en estas regiones del Africa. argelia apoya decididamente y firmemente la just lucha de los pueblos contra la agresi israel (APLAUSOS), y exige el sagrado derecho a la autodeterminaci a la independencia y a la patria de los combatientes palestinos y del pueblo palestino (APLAUSOS). Argelia, al igual que nosotros, apoy resueltamente el gobierno de la Unidad Popular de Salvador Allende en Chile (APLAUSOS PROLONGADOS) y conden con energ el criminal golpe fascista e interrumpi sus relaciones diplom con el estado fascista de Chile (APLAUSOS), lo cual constituy sin dudas, un duro golpe para la junta fascista chilena, dada la influencia y el prestigio de que goza Argelia en el seno de los Pa No Alineados y del Tercer Mundo.

Pero, adem Argelia condena resueltamente y lucha contra el criminal bloqueo implantado por el imperialismo yanki a nuestro pueblo (APLAUSOS), y es compa de lucha del pueblo cubano frente al bloqueo. Apoya y apoyar con todas sus fuerzas a nuestro pueblo frente al bloqueo imperialista (APLAUSOS).
ugg tiendas PRIMER SECRETARIO DEL COMITE CENTRAL DEL PARTIDO COMUNISTA DE CUBA Y PRESIDENTE DE LOS CONSEJOS DE ESTADO Y DE MINISTROS